La cuarta generación del Cayenne también se fabricará en Bratislava

,

Porsche AG está sentando las bases para una mayor electrificación de su gama. El fabricante de vehículos deportivos ha decidido producir el futuro Cayenne cien por cien eléctrico en las instalaciones multimarca de Volkswagen Eslovaquia en Bratislava.

Después del Taycan (2019), del Macan (2024) y del 718 (mediados de la década), el Cayenne se convertirá en el cuarto modelo Porsche con un sistema de propulsión completamente eléctrico. Porsche ya ha anunciado también el lanzamiento de otro SUV por encima del Cayenne para la segunda mitad de la década. Ese coche se construirá en la fábrica que posee la marca en Leipzig.

Albrecht Reimold, miembro del Consejo de Dirección de Porsche AG como responsable de Producción y Logística, conoce de primera mano las fortalezas de la planta multimarca de Bratislava. Desde 2012 a 2016, Reimold fue Presidente de estas instalaciones y miembro del Consejo de Dirección de Volkswagen Eslovaquia como responsable de Tecnología. “La fábrica de Bratislava ha hecho un excelente trabajo en los últimos años, en los que ha logrado numerosos premios. El futuro Cayenne será el primer SUV cien por cien eléctrico en construirse allí. Estoy seguro de que el equipo se preparará de forma meticulosa y tendrá a punto el lanzamiento de la nueva generación del Cayenne, cuando corresponda, con la calidad característica de Porsche”, comenta Reimold.

El Cayenne lleva más de 20 años imprimiendo su sello en el segmento de los SUV deportivos. Su éxito permanece intacto. Con 95.604 unidades entregadas el pasado año, fue el modelo más demandado entre todos los Porsche. Desde que comenzó la fabricación en 2002, el Cayenne ha estado estrechamente asociado a Bratislava. En los primeros días, sus carrocerías pintadas se enviaban desde allí a Leipzig. Con la tercera generación de este SUV, la producción se trasladó por completo a Bratislava en 2017. Desde entonces, aquí se han producido versiones con motores de combustión y con sistemas de propulsión híbridos enchufables.

La planta de Eslovaquia se está preparando actualmente para el inicio de la fabricación del nuevo Cayenne, que incorpora numerosas novedades. Tras su lanzamiento en 2017, Porsche ha mejorado significativamente la tercera generación del SUV en apartados como el grupo propulsor, el chasis, el diseño, el equipamiento y la conectividad. Además de ajustar la gama con motores de combustión y versiones híbridas que son tan potentes como eficientes, los ingenieros del Centro de Desarrollo de Porsche en Weissach realizaron importantes revisiones al sistema de chasis del Cayenne. El objetivo era lograr un abanico de posibilidades aún mayor entre el rendimiento en carretera típico de Porsche, el confort en largas distancias y la capacidad todoterreno.